Lentes ICL: un avance en el panorama de la cirugía refractiva

Recientemente asistimos a la III Reunión de Usuarios de ICL, celebrada en Madrid el pasado 22 de marzo. Tanto el Dr. Ernesto Alonso, en calidad de ponente, y la Dra. Lucía Estévez disfrutaron de la excelente organización a cargo de STAAR Surgical España, y de un evento con un nivel técnico y científico de gran nivel.

Nos acercamos a 1.000.000 de ICL implantadas al nivel mundial desde la primera cirugía hace ya 22 años. En este tiempo ha habido notables mejoras de un producto ya de por sí difícil de mejorar debido al material colámero de que está constituido. Se han incorporado modelos que eliminan el astigmatismo, y se ha aumentado progresivamente el tamaño de las ópticas para mejorar la calidad visual, además de incorporar en las nuevas EVO y EVO+ el orificio central o aquaport que permite el paso de fluido a través de la lente.

Hoy en día disponemos de un gran producto con un perfil de seguridad bien demostrado y con una calidad óptica excelente. Además existen una serie de ventajas tales como: la posibilidad de revertir el proceso removiendo la lente, el hecho de preservar la integridad de la córnea, evitar la inducción de sequedad ocular, y permitir una mejor calidad visual en el momento de realizar futuras cirugías en los pacientes intervenidos con ICL.

Todas estas virtudes convierten a la ICL no solo en un “rival” de la cirugía corneal (Laser Excímer), sino en un producto ganador, una cirugía Premium llamada a suplantar progresivamente a otras técnicas de cirugía refractiva.

El Dr. Ernesto Alonso participó en un simposium sobre el cálculo del tamaño de las ICLs y la predicción del vault postquirúrgico mediante la utilización de la biometría ultrasónica (BMU). En la Clínica INSADOF llevamos varios años utilizando este instrumento de forma rutinaria para mejorar nuestros resultados en cirugía de implante de ICL.

Actualmente es la técnica de cirugía refractiva que más recomendamos y la que realizamos más asiduamente. Aunque inicialmente la ICL se aplicó en aquellos casos en los que no era posible realizar una cirugía corneal con Laser, la tendencia actual es ofertarla a cualquier paciente que reúna los requisitos necesarios y al menos informar a los pacientes de esta opción y de las ventajas que le reportará.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *